La Mal Cogida Y Mi Jefe

 
 

En el trabajo. Hace un par de semanas. En un rincón, mi jefe (que me lleva 20 años y es un genio que sabe MUCHO de música y literatura, aunque nos dedicamos a cosas que nada tienen que ver) y yo. En el otro rincón, una que depende de nosotros, casada, más joven que yo. Hablábamos de los problemas que nos generaba una vieja pelotuda.

 

Jefe: ¿Pero qué carajo le pasa a esa mujer? ¿Está mal cogida? ¿Está casada? ¡Hay que encontrarle a alguien así se deja de joder!

 

Una Que Depende De Nosotros: ¿Vos pensás que el hecho que esté casada solucionaría esos problemas?

 

Interpretación mía: ¿Esta nos está diciendo que ella misma, aunque casada, está mal atendida?

 

Una Que Depende De Nosotros (continua, señalándome): Mirá a Alejandro. Es soltero, bah… que yo sepa… y parece que está muy feliz.

 

Yo (pensando): ¿Vos pensás que yo soy feliz? Te invitaría a que me acompañes un domingo, cuando me despierto todo resacoso, me miro todos los dvd que puedo para no pensar mucho (sin levantarme de la cama), y me tomo 0.50 o 1 mg de Alplax a las 7 de la tarde para dormir 12 horas seguidas y poder arrancar el lunes sin resaca, situación muy distinta a hace 10 años, cuando me levantaba resacoso y no me importaba.

 

Mi jefe es un genio con el que me da GUSTO ir a almorzar cada día. Le encanta hablar, así que le saco cualquier tema y arranca con unos monólogos que me dejan boquiabiertos. Mi jefe es la persona con más cultura general que conozco. Generalmente habla de trabajo, entonces, para cambiarle el tema, en unos enganches que hasta Diego Armando me envidiaría, yo le digo: “Anoche vi un documental sobre Borges” y luego lo escucho hablar 30 minutos sin parar sobre la obra de Jorge Luis. O le digo: “¿Vos escuchaste alguna vez el disco After The Gold Rush de Neil Young?” y disfruto de miles de historias copadas de cuando era adolescente y junto a sus amigos descubrieron a Neil Young, además de opinión sobre toda la obra del canadiense genial. Lo único malo que tiene mi jefe es que no le gusta AEROSMITH. Me contó que la primera vez que vinieron, fue a verlos con su hijo porque Robert Plant era el soporte, “y me fui adelante y cuando vinieron esos, lo dejé a mi hijo y me fui para atrás”. ¿No se da cuenta que Aerosmith es lo más de lo más de lo más?

 

A veces, nos encontramos en el comedor con otros locos que también tienen mucha cultura general y hablan de temas muy diversos donde yo no puedo ni meter un bocadillo.

 

 

Etiquetas:

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: