EL APAGÓN

 

Ya quisiera yo que se apague la ciudad

Corte de luz a esta hora… ¿a quién le puede importar?

A tu lado todo brilla como un cuchillo afilado

Y el gusto de tu sonrisa me ha dejado alucinado.

¿Quién podría tener miedo de pungas y policías?

Esas púas y esos fierros mucha gracia causarían

Y una de nuestras espaldas contra un tronco rasparía

O en un zagúan bien oscuro una vieja escucharía

A una pareja jadeando que no piensa en apurarse

Y solo el amanecer lograría que acabase

Cuando ese sol maloliente prenda luz en la ciudad

Y la vieja muy pajeada se levante pa’ baldear.

¡Ay! ¿Quién pudiera a ese foco de un piedrazo reventar?

Son las cuatro, no hace frío, y sobra luz por acá.

Ya quisiera yo que se apague la ciudad.

 

ALEJANDRO LUIS RAMPAZZI

17/06/99

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: