La Nena Que Se Robó Un Peso

 

En un bar, habían dejado en una mesa una moneda de un peso de propina. Entró una nenita a pedir monedas y su vista se clavó en el peso abandonado. Yo justo la estaba mirando cuando lo iba a agarrar. Le dio verguenza y a mí también. Decidí mirar para otro lado para dejarla que se robe el peso. Ella hizo la que se ponía la mochila, tapándome el peso, y enseguida se fue. El peso había desaparecido.

Todavía me estoy preguntando si procedí bien o mal.  O mejor dicho: si con ese gesto de hacerme el boludo le hice un bien o un mal.

 

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: